Entra en vigor la Nueva Ley de Protección de Datos en España y las empresas deberán adaptarse a ella. 

El pasado 25 de mayo entró en vigor el nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). Esto supuso que nuestras bandejas de entrada se llenaran de correos electrónicos informando y pidiendo el consentimiento del usuario para adaptarnos a esta nueva ley y poder seguir manteniendo ese contacto. Este 21 de noviembre, se aprobó la nueva Ley Orgánica de Protección de Datos a la que también deberán adaptarse las empresas.

Este reglamento es, en general, una ampliación del anterior. Afecta principalmente a los derechos del usuario (sobre los datos y sobre el tratamiento), su consentimiento y su privacidad. Lo que la hace mucho más exigente. Es sencillamente una “modernización” para soportar la revolución digital de estos últimos años.

Consiste en tener una regulación única en materia de protección de datos y determinar exigencias comunes para todos los europeos. Es decir, afecta a todas las empresas que traten con ciudadanos de la Union Europea (incluyendo empresas de EEUU, por ejemplo)

Debemos ser muy conscientes de la importancia que tienen todos los datos que recopilamos de nuestros usuarios y saber usar esa información de manera legal ya que, hasta ahora se utilizaban de manera despreocupada y mercantilista. Empresas que compraban y vendían leads, sin contar con el permiso del usuario, entre otras prácticas ilícitas.

Ahora ese problema se ha resuelto. La nueva ley de protección de datos se enfoca en el usuario para protegerlo de este tipo de prácticas y evitar que se comercialice con su información personal.

Por lo tanto, el consentimiento será el principio más relevante. Este consentimiento no deberá ser automático ni por omisión. Sino que el usuario debe ser consciente de que está aceptando a que sus datos sean registrados. De no ser así, existe el peligro de que la persona denuncie a la empresa. Conllevando a sanciones que oscilarán entre los 600.000 y los 20 millones de euros, según sea leve o grave.

Esta nueva normativa es de obligado cumplimiento. Pero no te preocupes. Nosotros nos encargaremos de que tu empresa cumpla con la nueva LOPD. Dotaremos a tu empresa de transparencia. Trabajaremos para que la política de privacidad sea accesible, fácil de entender y adaptada a la realidad de tu web.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario